Categorías
Derecho del Trabajo

DESPIDO ¿FANTASMA?

abogado despido verbal

Si un trabajador dice que ha sido despedido verbalmente y la empresa lo niega ¿Qué sucede?

Analizamos la sentencia del Tribunal Supremo de 19 de diciembre de 2011.
En el supuesto de hecho un trabajador dice que fue despedido verbalmente por la empresa, deja de acudir al trabajo y demanda a la empresa por despido. La empresa niega que el trabajador hubiese sido despedido.
Tras el acto de conciliación, el juicio en primera instancia y la apelación, se interpone un recurso de casación para la unificación de doctrina ante el Tribunal Supremo.
El tema de fondo consiste en determinar a quien incumbe la carga de la prueba. El Tribunal Supremo concluye:

“SEGUNDO.- Alega la recurrente que la sentencia infringe el art. 217 de la Lec ., en relación con los arts. 54 y 55 del ET ., estableciendo como punto de contradicción el relativo a la carga de la prueba sobre la existencia o no de un despido verbal, contradicción que debe estimarse concurrente por cuanto las sentencias comparadas llegan a soluciones contrarias respecto a quien tiene la carga de probar la existencia de un despido que la parte actora afirma haberse producido de forma verbal, sin que conste ninguna otra circunstancia acreditativa de tal hecho.
Y la doctrina correcta sobre la cuestión debatida es la de la sentencia de contraste, ésto es, que es la parte demandante la que debe probar el hecho -despido verbal- constitutivo de los efectos jurídicos que pretende ( art. 217.2 Lec .); sin que pueda argumentarse sobre una supuesta mayor facilidad probatoria de la empresa demandada, ya que el trabajador podría perfectamente dirigirse al empresario, por escrito o de palabra, acompañado de testigos, a raíz del despido del que afirma haber sido objeto, requiriéndole para que le admitiese al trabajo, mientras que para el empresario, en tanto no oponga un abandono del trabajador, tal prueba constituiría un hecho negativo.»

Las anteriores consideraciones conducen, como señala el Ministerio Fiscal, a estimar el recurso.

Se da la razón a la empresa. Es el trabajador el que alega y por tanto, el que debía haber probado su despido.

====

Deja una respuesta