Categorías
abogado preferentes abogado preferentes valencia abogado subordinadas abogado subordinadas valencia Bancario Mala praxis bancaria obligaciones subordinadas participaciones preferentes recuperar la inversion en preferentes y deuda subordinada Sentencias preferentes sentencias subordinadas

Catalunya Banc condenada por preferentes

 

abogado preferentes subordinadas

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Catalunya Banc condenada por preferentes

 

 

El Juzgado de Primera Instancia núm. 27 ha condenado a Catalunya Banc a devolver el importe invertido en participaciones preferentes, con restitución mutua de prestaciones, al pago de intereses desde la fecha de contratación y al pago de las costas, en sentencia de 12 de junio de 2013.

 

Los contratos fueron suscritos en 1999 y 2003. Lo primero que alega el banco es que la acción había caducado. La Magistrado-Juez rechaza esta alegación del banco, por que el plazo de 4 años del 1301 del C.Civil comienza a contar desde la consumación del contrato (STS 11 junio 2003) y el contrato se consuma (STS 11 julio 1984) cuando se han realizado todas las obligaciones.

 

El banco también alega falta de legitimación por que la acción se refiere a la falta de consentimiento del marido, ya fallecido. El Juzgador rechaza también esta excepción por que la herencia comprende todos los bienes, derechos y obligaciones que no se extinguen por su muerte (art.659 C.C.).

 

Los demandantes habían sido clientes desde 1975 y tenían una relación de confianza con el banco.  Alegan que no se informó correctamente sobre el riesgo de la inversión ni su carácter perpetuo.

 

La Magistrado-Juez no acepta que haya ausencia total de consentimiento, pero sí que el consentimiento estuvo viciado por las deficiencias de información.

 

Y para ello, repasa la legislación aplicable en el momento de la contratación, especialmente el Real Decreto 629/1993, cuyos requisitos de información clara, correcta, precisa y entregada a tiempo, haciendo hincapié en los riesgos, no cumplió el banco. También estaba en vigor la ley 24/1988  del Mercado de Valores en su versión anterior a la reforma por la ley 47/2007 y que ya exigía priorizar los intereses el cliente, y la información adecuada para poder tomar la decisión.

 

De la prueba practicada deduce la Magistrado-Juez que el perfil de los demandantes era de ahorradores,  conservadores y sin conocimientos financieros.  Rechaza el argumento del banco de que los demandantes van contra sus actos propios, por que cobrar los dividendos no significa que se sanasen los vicios del consentimiento.

 

En conclusión, se declara la nulidad de los contratos, se condena a Catalunya Banc a devolver los 60.000 euros con devolución recíproca de prestaciones y con pago del interés legal desde que se contrataron los productos, y al pago de las costas.

 

 

Consúltenos su caso pulsando aquí.

 

====

Deja una respuesta